jueves, 24 de abril de 2014

ATEMPORALIDAD EN BLANCO Y NEGRO

Un bolso clásico, eso me pidieron... resulta curioso como un estampado u otro puede hacer cambiar tanto un diseño.

Inmediatamente pensé en las mismas opciones de estampado que había sugerido en un anterior pedido, opciones que al final no se materializaron pero que encajaban perfectamente con este nuevo encargo.










Cualquiera de esos tres estampados de la misma gama cromática, blanco negro y beige,  en un bolso trapecio con dos asas combinadas en negro me parecieron perfectos para un bolso clásico y atemporal, alejado de modas o clasificado en una determinada estación del año. 






El resultado es este delicado bolso, con base en greca y estampado principal formando flores. Un bolso clasico, atemporal y combinable con cualquier prenda. Un bolso que hará destacar tus básicos.

Forrado, guateado y con bolsillo interior. Un bolso ligero y manejable que te acompañará tanto en el día a día como en una ocasión especial o elegante.





Su tamaño, 24cm x 26cm, hace de este artículo un bolso manejable y discreto, ideal para que tú decidas destacar o pasar desapercibida en función de como combines tu vestuario.





Y como siempre los detalles... en un bolso tan equilibrado tan solo una bonita flor en zamak, un detalle que parece girar igual que lo hace el estampado, porque no necesita más para destacar y tener su propia identidad.











Cualquiera de los tres estampados hubiera resultado perfecto para el regalo que se buscaba... un bolso clásico... y así, alejándome de los colores primaverales surgió el equilibrio..